0 sql Caché modulo: 30news/news_detail
Pirata, jugador del Noia Portus Apostoli, conduce el balón.
Pirata, jugador del Noia Portus Apostoli, conduce el balón.
Noia Portus Apostoli afronta la temporada 20/21 en la categoría de plata del Fútbol Sala nacional con el objetivo de que el proyecto noiés siga avanzando. Después de que los pupilos de Marlon Velasco lograran en la pasada campaña la mejor clasificación en la historia de la entidad gallega, el nuevo curso se plantea como una nueva oportunidad para seguir soñando con alcanzar cotas altas, sin olvidarse de asegurar la permanencia lo más pronto posible.
El conjunto noiés ha sido uno de los más activos en el mercado de fichajes estival. Y es que los gallegos han acometido un total de siete fichajes y seis renovaciones, mientras que nueve es el número de jugadores que no seguirán la próxima campaña. Luisma, Javi Rangel, Pope, Pirata, Armando, Domingo Asensio y Adrián Rivera han sido las nuevas incorporaciones de los de Marlon Velasco. Nuevos fichajes acometidos en la búsqueda de que la plantilla de un salto de calidad de cara a la temporada 20/21, después de que en el anterior curso lograse la mejor clasificación en Segunda División de su historia.
Los nuevos jugadores de la escuadra noiesa tendrán la responsabilidad de suplir las bajas de Sergio Quílez, Oriol Miquel, Pizarro, Dani Colorado, Pablo Salado, Denis, Loren y Vargas. En esta tarea contarán con la ayuda de Javaloy, Lluc, Álex Pérez, Álex Naranjo, David Palmas, y Antonio Diz, todos ellos renovados para la próxima campaña. Una temporada en la que tratarán de volver a hacer un fortín del Pabellón Agustín Mourís, en el que no perdieron un solo encuentro de Liga en el pasado curso.


0 sql Caché modulo: 60banners/content_2
0 sql Caché modulo: 60news/news_related